Semanas

Conoce tu cuerpo

Fertilidad – La fecundación

EspermatozoideSi has decidido que quieres tener un hijo, y consecuentemente estás en busca del embarazo en tu periodo fértil, puede que tengas curiosidad por saber lo que le pasará en el interior de tu cuerpo en el momento de la concepción. Vas a iniciar una etapa única y excepcional en tu vida que puedes vivir como una experiencia para conocerte más profundamente. A continuación describimos el proceso completo de fecundación mediante el cual se desarrollará tu futuro bebé.

La fecundación se produce en el interior de tu aparato reproductor, habitualmente en las trompas de Falopio. para que los espermatozoides lleguen a este órgano, es necesario que hayan relaciones sexuales plenas, con la introducción del pene erecto en la vagina -coito- y salida de semen -eyaculación-.

La erección del pene se produce durante la excitación sexual previa a la copulación que provoca la dilatación de las arteriolas y la contracción de las venitas de este órgano. Como consecuencia, se acumula la sangre en el tejido eréctil del pene, que provoca su rigidez.

En cada eyaculación masculina se liberan entre 300 y 400 millones de espermatozoides, pero por lo general sólo se fecundará un óvulo. Muchos de ellos morirán inmediatamente en la vagina, debido a la acidez de las secreciones de ésta. Otros nunca llegarán al óvulo.

Desde la vagina, los espermatozoides que han superado la primera fase de selección, suben hasta las trompas de Falopio; en caso de que encuentren allí un óvulo, puede producirse la fecundación.

Los espermatozoides sobreviven un máximo de cinco días en el interior de la vagina, y el óvulo 48 horas, por lo que su encuentro debe producirse en ese período de tiempo.

Óvulo a punto de ser fertilizadoCuando los espermatozoides envuelven al óvulo, empiezan a segregar unas sustancias para unirse a la zona peliculas de éste. después de la entrada del primer espermatozoide que atraviesa la membrana del óvulo, los núcleos de mabos se unen y forman el zigoto o célula-huevo. Simultáneamente, el óvulo se protege con una cobertura que impide la entrada de otros espermatozoides.

Tanto el óvulo como el espermatozoide tienen 23 cromosomas cada uno, por lo que el zigoto resultante tendrá 46 cromosomas como el resto de las células humanas. de estos 46 cromosomas, 23 son de origen paterno y 23 de origen materno. A partir del zigoto, tras el desarrollo embrionario, se origina un nuevo individuo, tu futuro bebé.

©2015 ElEmbarazo.net es una web de Summonpress

Forgot your details?